Encuentra lo bueno y verdadero de tu vida


Hola, Me llamo Silvia, tengo 23 años y soy Trabajadora Social. Soy de un pueblo
pequeño de la costa de Granada, y aunque ya llevaba dos años pensando en mudarme
para estar con mi pareja, decidí estudiar un máster en Granada, pues me
encantó trabajar con personas mayores y quise especializarme, y el año pasado
justo después de terminarlo me surgió trabajar en Solidaridad Intergeneracional,
una asociación que atiende a personas mayores y a sus familias en el medio rural.
Fue una experiencia increíble donde ofrecí mi ayuda, apoyo y formación a cuidadoras
de personas dependientes. En mis clases me propuse recordarles que ese
trabajo de cuidadoras que requería tanto tiempo de sus vidas, no les impidiese
invertir tiempo en otras actividades que les hicieran felices. Me empeñaba, desde
mis 23 años, en sensibilizar sobre lo importe que es vivir sabiendo que no somos
inmortales. Que hay que hacer lo que de verdad queremos hacer cada día y no
dejarlo para mañana. Recibí mucho cariño por parte de ellas, casi siempre son
mujeres, y al acabar el proyecto de ese año, me mudé aquí, a Madrid, donde ahora
vivo.
En enero de 2020 me encuentro en una ciudad enorme. Me apunté a varias actividades
de mi ámbito para conocer gente y seguir aprendiendo. Pero desde enero
he estado experimentando la añoranza y pasé de tener cerca a mi familia y
amigos a comunicarme por pantallas… yo llevo en cuarentena desde enero.
Y estaba triste, es lo primero que tenía que reconocer. Cuando llevas las emociones
hasta el final puedes desligarte de ellas, si no puedes desligarte siempre
estarás demasiado ocupado con esa emoción para descubrir y vivir las demás
emociones del mundo. También era feliz por esta una nueva aventura.
El amor siempre lo damos por supuesto, espero que lo valoremos como otras
tantas cosas que se nos han limitado en esta etapa, y nos sirva de motivación
para salir reforzados y esforzarnos en tener una vida llena de amor, comunicación,
amistad, familia, sinceridad…
Y por qué no, sin miedo a la vejez o la dependencia. Hay un rechazo muy grande
a esta etapa de la vida, y si la estás viviendo o piensas que no quieres llegar a eso,
te digo que ya fuimos dependientes, de niños ¿Tienes un mal recuerdo de que tu
madre o tu padre te diera de comer, te asease y te acurrucase para dormir? La
disfrutábamos, la recordamos con cariño. Pero la sociedad nos ha dicho que
siempre tenemos que ser productivos y cuando ya no se es nos convierte en
estorbos. En la vejez tenemos tiempo para invertirlo en felicidad propia y la de
nuestros seres queridos tenga o no dependencia. Vejez no es dependencia, y
nunca des por supuesto que es demasiado tarde para comprometerse. Tu tiempo
es ahora.
Como exponía Morrie en el libro “Martes con mi Viejo Profesor”, (¡te recomiendo
que lo leas!)
Tienes que encontrar lo que hay de bueno, de verdadero y de hermoso en tu vida
tal y como es ahora.
No creemos que somos tan semejantes como somos en realidad. Podríamos ser
una gran familia y ocuparnos de ella igual que lo hacemos con la nuestra. Podríamos
invertir en la familia humana. Siempre necesitaremos de los demás.
A mí lo que me hace feliz, y por eso creo que decidí ser trabajadora social, es dar
todo lo que pueda dar. En este momento puedo dar estas palabras, un infinito
apoyo, y mi cariño.
I
ncluso en nuestros peores momentos podemos dar a los demás, tú en esta situación
me estás dando tu atención y te doy las gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Kelly's Quest

In search of spirituality

Freeikigai

Knowledge.Passion.Idea.

Elena Memba

En el final surgió el principio

LUCES Y SOMBRAS

SOLO ENTIENDE MI LOCURA QUIEN COMPARTE MI PASIÓN

Superduque

Mi patria es todo el mundo.

LA BANCARROTA DEL CIRCO

Según tengo el día. Lo que quiero y a veces no puedo.

Solo tu lo sabes

Relatos eróticos para mujeres y hombres.

Noches, Pesadillas y Cuentos

Cuentos Lívidos Y Grotescos.

Emilio Salvi

Escritor, militante, artesano

A %d blogueros les gusta esto: