El mundo está contigo


Querido amigo/a,
supongo que recibir una carta de un desconocido se te hará un poco extraño, así que voy a comenzar presentándome. Me llamo María y si toda esta situación se hubiese dado unos años más tarde, ahora mismo estaría a tu lado, hablando contigo con una bata blanca. Sí, soy estudiante de Medicina, pero como solamente estoy en mi 2º año es incluso mejor que ahora mismo esté en mi casa, ya que de medicina de verdad aún se poco. Para que te hagas a la idea, este verano estaba viajando en avión y el personal tuvo que preguntar por un sanitario. Tendrías que haber visto mi cara cuando mi propio padre me dijo: “María, ni se te ocurra, que sea lo que sea vas a hacer más mal que bien.” La verdad es que tenía razón y por suerte había viajeros mucho más aptos que yo,
por lo que finalmente todo acabó saliendo bien.
Me encantaría poder hablar contigo en persona y que me contases tu historia, tus aficiones y tus anécdotas más divertidas, pero se que ahora mismo eso es un poco difícil, así que espero escucharte en un futuro muy cercano. Entiendo que lo que debes de sentir en estos momentos tiene que ser muy duro y que te esté costando seguir adelante, ya que por ahora no tienes la posibilidad de ver a tus seres queridos. Pero quiero que comprendas, que aunque no puedas verlos están pensando en ti cada segundo de cada día, apoyándote desde la lejanía y enviándote todas las fuerzas del mundo para que puedas superar esto lo antes posible.
Y no solamente eso. Todos los que estamos viendo desde fuera lo que ocurre entre esas cuatro paredes del hospital, también lo hacemos. Tienes a millones de personas deseando con todo su corazón que te mejores y que seas otro de esos luchadores que logra superar esta adversidad.
Porque cada día que nos despertamos, lo primero que hacemos es pensar en vosotros y sonreír al ver lo mucho que ha aumentado el número de recuperados.
No estáis solos. Tenéis a todo un país, por no decir al mundo entero, acompañándoos en estos momentos. Por eso los aplausos de cada noche son tan fuertes, porque se los dedicamos a todos los héroes que están sacando esta situación adelante. Médicos, enfermeros, cajeros, transportistas… y en especial vosotros. Porque sois los que más empeño le estáis poniendo a esta lucha y mayor impacto estáis teniendo.
Tengo la certeza, de que dentro de poco vas a sentir los rayos del sol sobre tu piel, a la vez que abrazas a esa persona a la que tanto extrañas. Por eso te pido que pongas todas tus fuerzas en seguir adelante, en no rendirte, y si en algún momento te cuesta un poco más, recuerda que nos tienes a todos nosotros a tu lado, luchando junto a ti.
Gracias por ser nuestros héroes y mostrarnos cada día que sí, que se puede salir de esta.
Te mando un abrazo muy fuerte y lleno de cariño,
María

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Kelly's Quest

In search of spirituality

Freeikigai

Knowledge.Passion.Idea.

Elena Memba

En el final surgió el principio

LUCES Y SOMBRAS

SOLO ENTIENDE MI LOCURA QUIEN COMPARTE MI PASIÓN

Superduque

Mi patria es todo el mundo.

LA BANCARROTA DEL CIRCO

Según tengo el día. Lo que quiero y a veces no puedo.

Solo tu lo sabes

Relatos eróticos para mujeres y hombres.

Noches, Pesadillas y Cuentos

Cuentos Lívidos Y Fantásticos.

Emilio Salvi

Escritor, militante, artesano

A %d blogueros les gusta esto: